People in italics: gente en cursiva en el metro de Londres (3D)

Las cosas como son: este vídeo es un vídeo captado “al vuelo”. Durante un viaje corto a Londres, en uno de los muchos trayectos en metro (en the tube o the underground, tal como es conocido), me dí cuenta de lo interminables que son las escaleras mecánicas de la mayoría de las estaciones. Y me volvió a la cabeza la idea de la cantidad de gente con la que nos cruzamos a diario, compartimos por un breve instante de tiempo un espacio muy limitado y luego seguimos todos en nuestro propio universo, sin darnos cuenta de haber cruzado momentáneamente el de otra persona. Así que cogí el móvil, lo apoyé en el pasamanos y filmé la escalera de enfrente. El resultado es un vídeo en el que la gente parece desplazarse inclinada, como si fueran una fuente tipográfica en cursiva. Aparecen y desaparecen. Ellos, como nosotros, en universos propios. Visto y no visto.

La calidad del vídeo no es muy buena porque fue completamente improvisado y, además, es sumamente sencillo pero el resultado me parece bastante interesante. Para hacerlo un poco más completo, incluí unas secuencias de título y créditos sincronizadas con la velocidad de desplazamiento de la imagen. Dadas las características del vídeo, en el que el fondo y los planos superiores se desplazan horizontalmente a velocidades distintas, puede obtenerse fácilmente una ilusión de 3D solo con unas gafas de sol gracias al efecto Pulfrich (que explicaba con un poco más de detalle en la entrada Un travelling en 3D).

Solo me cabe agradecer a Mathias Linnemann el haberme permitido personalmente emplear su composición musical para este vídeo. Y, para los curiosos, un detalle: el pasamanos de las escaleras mecánicas de subida siempre va más rápido que las propias escaleras en sí, mientras que el de las de bajada va más despacio. ¿Por qué? Por una cuestión de seguridad: dado que es difícil conseguir una perfecta sincronización entre ambos elementos, es preferible que, al apoyarnos, nuestro cuerpo se adelante al subir o se retrase al bajar. Así, en caso de caída, no será escaleras abajo. Aquí se puede leer acerca de esto con un poco más de detalle.

Y una última curiosidad: las escaleras más largas de la red de metro de Londres son las de la estación Angel. Nada menos que 60 metros para superar 27,5 metros de desnivel.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.